Tendeñera (2.845 m) desde Panticosa.

Tendeñera desde el pueblo de Panticosa por el valle de la Ripera.

Larga ruta a la cima del pico Tendeñera (2.845 m) desde Panticosa, recorriendo todo el valle de la Ripera y el pequeño valle colgado de Tendeñera. Este pico es la máxima elevación de la sierra de Tendeñera, una de las primeras alineaciones montañosas de entidad que encontramos viniendo desde el Sur en el Pirineo aragonés y que está bastante separada de la cadena axial lo que le aporta unas grandes panorámicas desde su cima.

Refugio libre en el valle de la Ripera

La ruta tiene casi 30 kilómetros pero no tiene grandes dificultades técnicas lo que la convierte en una buena ruta para hacer un entrenamiento de carrera por montaña, además, muchos de estos kilómetros son bastante corribles al discurrir por terreno suave. Solamente encontraremos un punto donde debemos llevar cuidado y es la cresta final. Allí hay un paso corto pero estrecho que nos puede poner en dificultades si las condiciones no son favorables.

Croquis detallado. Fuente: Wikiloc / IGN

Detalles del itinerario

Aparcaremos en la parte baja del pueblo de Panticosa donde hay un amplio aparcamiento junto a las instalaciones de la estación de esquí. Nuestro camino comienza en la trasera del edificio de los remontes. A este edificio se llega cruzando el puente sobre el río Caldarés pero no el puente sobre el río Bolática. Cuidado porque los dos puentes están seguidos y nos podemos confundir.

Vamos tomando altura sobre Panticosa, con Peña Telera (2.762 m) siempre presente

Una vez en el sendero no hay pérdida. Subiremos de manera suave en estos primeros kilómetros. Los cruces están muy bien señalizados. En todo momento seguiremos las indicaciones hacia el valle de la Ripera.

Cruzando el río Bolática

Cruzaremos el río Bolática por un buen puente y subiremos por bosque hasta salir a unos grandes claros donde ya se empieza a observar parte del valle de la Ripera y las grandes paredes del Rincón del Verde que cierran el valle por el Sur.

Agradable tramo por bosque antes de salir a la pista de la Ripera

Un nuevo tramo de bosque, donde avanzaremos de nuevo paralelos al río Bolática, nos dejará en la pista forestal que recorre el valle de la Ripera, muy frecuentada por excursionistas al pasar por aquí el tren turístico de Panticosa.

El sol va iluminando el valle de la Ripera

Seguiremos un breve tramo por pista hasta desviarnos por un puente a mano derecha. Hay señales de madera de la red de senderos de Panticosa, por lo que no hay pérdida.

La Ripera (foto hecha en el descenso)

Al otro lado del puente, en un breve tramo de sendero, está la fuente de la Ripera, la mejor del día para tomar agua en esta larga ruta.

Refugio libre del ICONA

Volveremos a conectar con la pista metros más adelante y la remontaremos. Pasaremos junto a un refugio libre del ICONA muy bonito y seguiremos hasta pasar junto a la Cascada de Tendeñera, muy justita de agua por el estiaje.

Apenas baja un hilillo de agua por la Cascada de Tendeñera…

La pista llega hasta el fondo del valle o Rincón del Verde donde las paredes de la Sierra de Tendeñera cierran el paso. Giraremos a la izquierda y abandonaremos la pista siguiendo las marcas de los paneles de madera que nos indican la dirección hacia la Cabaña de Tendeñera.

Las paredes del Rincón del verde cierran el valle de la Ripera por el Sur

Ahora trazaremos una cómoda diagonal que nos llevará al valle colgado de Tendeñera, justo encima de la cascada.

Cabaña de Tendeñera

Este valle está recorrido por un viejo sendero que debió ser el GR-11 pero que ya está descatalogado por ello está un poco dejado, con la hierba un poco alta… pero se sigue bien. Veremos viejas marcas blancas y rojas en las rocas que nos pueden servir de referencia.

Valle colgado de Tendeñera

Cruzaremos el arroyo y pasaremos junto a la Cabaña de Tendeñera (refugio libre situado a 1.900 metros) para seguir remontando las verdes laderas de este solitario valle que queda en la cara Norte de la sierra de Tendeñera.

Vistas al Este desde el collado de Tendeñera

Sin prisa pero sin pausa alcanzaremos el Collado de Tendeñera (2.351 m). Las vistas se abren hacia el Sobrarbe, destacando Ordesa y el macizo de Vignemale. Brutal.

Cima del Tendeñera desde el collado

Ahora seguiremos los hitos hacia la cima del Tendeñera, de las que nos separan todavía unos 500 metros de desnivel. En ocasiones no hay camino pero siempre veremos hitos o cairns, si no los vemos es que hemos perdido la traza correcta porque son muy numerosos.

Pequeño circo en la cota 2600

Por terreno kárstico bastante cómodo, ganaremos desnivel y alcanzaremos un pequeño circo. Parece que el terreno se complica pero no es así. Un senderillo irá buscando la manera más sencilla de salvar el desnivel y finalmente llegaremos a la parte alta del circo sin ninguna dificultad.

Planicie en la cota 2700. Debemos remontar la ladera hasta el punto más alto

Aquí, en la cota 2700, encontraremos una amplia llanura. Por delante, tenemos una gran pedrera con forma de pirámide que es la que da acceso a la cresta del Tendeñera.

En la salida del camino que baja a Linás de Broto con el pico Otal (2.705 m) y los picos de Ordesa detrás

La pedrera tiene varios caminillos que permiten superar sin dificultad la primera parte. Luego nos iremos pegando a la izquierda, buscando el filo de la cresta. Aquí el terreno comienza a empinarse pero cuando nos queramos dar cuenta ya estaremos arriba en la parte horizontal de la cresta.

Vistas al Vignemale (3.299 m) desde la pedrera que da acceso a la cresta

El tramo final a la cima es prácticamente llano pero tiene un punto donde la cresta se estrecha y está expuesto. No tiene dificultad técnica real porque se pasa caminando pero puede causar impresión a personas con vértigo o con poca experiencia.

Tramo final de cresta. El tramo más expuesto es el que está más cerca.

Sin dificultades, alcanzaremos el punto más alto marcado por un hito de piedras no muy estilizado. Sorprende que no haya buzón ni vértice geodésico en una cima tan importante.

En la cima. Detrás el Midi d’Ossau (2.886 m) y los tresmiles de Panticosa

Y vamos con las vistas. Lo primero que llama la atención es el cresterío de la propia Sierra de Tendeñera que se extiende hacia el Oeste con sus cambios de color, de marrón a gris. Impresionante.

Cresta de la Sierra de Tendeñera

Al Sur destacan dos valles, el barranco del Puerto y el barranco del Sorrosal que bajan desde la cara Sur de la sierra de Tendeñera hacia los pueblos de Yésero y de Linás de Broto respectivamente. Un poco más lejos, destacan las cimas del Sobrepuerto como el Erata (2.003 m).

Barranco del Puerto desde la cima

Tras un ratito en la cima, volveremos por el mismo camino, sin sobresaltos. Hasta el collado de Tendeñera con más calma y ya después al trote o directamente a la carrera hasta Panticosa.

Vistas al valle de Otal en la bajada

Finalizamos así una ruta muy bonita que se puede hacer larga o muy larga si no la planificamos correctamente. Cuidado con elegir días muy calurosos ya que tiene pocas sombras o con quedarnos «cortos» de agua. Si estamos en buena forma física disfrutaremos mucho de esta jornada de montaña.

Datos técnicos

Distancia: 28,15 km

Desnivel positivo: 1.750 m+

Tiempo neto: 5 horas (entrenamiento de carrera por montaña)

Fecha: 19/08/2022

Cartografía: Valle de Tena. Editorial Alpina. Escala: 1:25.000

Track Wikiloc

Síguenos en redes sociales

Wikiloc

Instagram

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: