Ruta dos Peiraos. Costa Ártabra.

De Cedeira a San Andrés de Teixido por la costa

La Ruta dos Peiraos une la localidad de Cedeira con el famoso lugar de peregrinación de San Andrés de Teixido a través de una bonita senda costera que atraviesa las montañas y acantilados que separan ambas poblaciones.

IMG_3954

Faro de Punta Candelaria o Punta Candieira

Estamos en la costa Ártabra, un tramo de costa muy accidentado y poco humanizado que se extiende al Norte de la ciudad de Ferrol y que cuenta con grandes atractivos naturales. Es una zona poco conocida a nivel nacional y no muy explotada a nivel turístico donde podemos perdernos en una senda en pleno agosto y no cruzarnos con nadie en toda la jornada… una maravilla.

artabra

Croquis de la ruta dos Peiraos. Fuente: IGN / Wikiloc

La ruta de hoy discurre en casi todo momento junto al mar y tiene unas vistas espectaculares, especialmente en su tramo final, ya llegando a San Andrés de Teixido, el tramo más accidentado. Desde la senda podremos observar la fantástica Punta Candieira con su faro o los acantilados del Monte Herbeira, los más altos de la Europa continental.

Detalles del recorrido

Aparcamos en Cedeira, en el lado Norte de la ría, ya llegando al puerto de Cedeira, lugar donde realmente comienza la ruta. En el puerto, están de celebración y hay bastante ambiente. Parece que verano en Galicia es una fiesta continua, en todos los pueblos hay orquestas y fiestas gastronómicas los fines de semana.

Unas escaleras nos dejarán en el Castelo da Concepción, fortín defensivo del siglo XVIII reconvertido en museo. Damos un breve paseo por sus murallas para volver a salir al camino y visitar ahora el mirador de Punta Sarridal.

Monte Eixil desde Punta Sarridal.

Monte Eixil desde Punta Sarridal.

Merece la pena acercarse a él por las fantásticas vistas que se obtienen de la parte más externa de la ría y de la cara Oeste del Monte Eixil (324 m), monte al que ascenderemos en la primera parte de la ruta.

Tras la visita, volvemos al carril de asfalto que sube al castillo y a la ermita de San Antonio de Corveiro desde Cedeira. Apenas caminaremos unos metros por el asfalto para tomar pronto, a mano izquierda, una senda que asciende por un bosque de eucalipto de forma decidida.

IMG_3928

Subiendo a la ermita de San Antonio de Corveiro.

Alcanzamos la ermita, situada en un lugar estratégico que domina la ría. Destacan unos cruceiros en la explanada que hay junto la ermita… Desde ellos, las vistas a la ría son muy buenas.

IMG_3932

Ermita de San Antonio de Corveiro.

Dejamos atrás la ermita y seguimos unos pocos metros por la carretera para dejarla pronto y tomar una senda que nace a mano derecha. La senda es clara pero pronto la vegetación se hace más densa y hace que caminar por ella se convierta en un pequeño vía crucis, especialmente cuando aparecen las zarzas…

IMG_3938

Senda que asciende al Monte Eixil.

La senda gana metros por la ladera Oeste del Monte Eixil. Por fortuna, el peor tramo acaba pronto, salimos de nuevo a la pista asfaltada y tomamos una segunda senda, en mejor estado que la anterior.

La senda nos deja en una pista que va atravesando todo el lomo del Monte Eixil. Cuando estamos apenas a unos metros del vértice geodésico, abandonamos la pista por una pequeña senda para alcanzarlo y ver así la panorámica desde la cima. Por desgracia, el breve camino hasta el vértice se complica, con muchas zarzas y vegetación rastrera… además desde la cima apenas se ve nada… un fracaso.

IMG_3941

Cima del Monte Eixil.

Intentamos llegar a la garita de Eixil, viejo puesto de vigilancia desde donde hemos leído que se obtienen unas grandes vistas de la ría, pero las zarzas nos hacen desistir pronto y, tras la visita al vértice, volvemos a la pista forestal.

Tenemos por delante un tramo muy cómodo, en leve descenso y por pista, por el lomo de la montaña. Pasaremos junto a la aldea de Trasmonte, escondida entre bosques en la cara Oeste de la montaña.

IMG_3943

La aldea de Trasmonte, entre helechos y eucaliptos.

Pasaremos muy cerca de esta aldea sin llegar a entrar en ella. Pronto dejaremos la pista para tomar una nueva senda, más bonita que la anterior, que ganará metros de forma rápida para dejarnos en lo alto del Monte Candieira (393 metros), punto más alto de la ruta.

IMG_3944

Senda de subida al Monte Candieira.

El Monte Candieira alcanza su máxima cota en la conocida como garita Vilar. La realidad es que no queda ni rastro de dicha garita de vigilancia. Lo que sí hay son unas vistas muy buenas de esta parte de la Costa Ártabra.

Metros más adelante, hay una segunda cota algo más baja conocida como Monte Tarroiba (378 m), famosa por las vistas que ofrece del faro de Punta Candieira situado cientos de metros por debajo de nosotros, en una zona muy abrupta.

Faro de Punta Candelaria o Punta Candieira

Faro de Punta Candelaria o Punta Candieira

Coronada esta pequeña cota secundaria, comienza el tramo más bonito del día. Una senda muy estrecha se abre entre los toxos y desciende por la cara Sur del Monte Tarroiba. Desde esta bajada veremos, todavía lejano, el pueblo de San Andrés de Teixido, colgado en una ladera junto al mar. Más atrás, aparecen los acantilados de Herbeira, de más de 600 metros de altura.

IMG_3958

Comenzando la parte más bonita de la ruta con San Andrés al fondo.

La bajada nos deja en una pequeña ensenada que deja ver toda la cara NE del Monte Tarroiba, con unos acantilados que superan los 300 metros de altura. Una de las panorámicas más bonitas del día.

IMG_3965

Acantilados del Monte Tarroiba.

Por una bonita senda, ya por bosque, ascenderemos a una pequeña cota que apenas llega a 250 metros de altura. Los eucaliptos se mezclan con los pinos y con los helechos, que lucen con un verde espectacular… 100% gallego.

IMG_3971

Ascendiendo la penúltima cota del día, por un tupido bosque.

Llanearemos, pasando por encima de la Ensenada de San Andrés. Dejamos atrás el bosque y las vistas de abren hacia los acantilados que conforman dicha ensenada, de más de 250 metros de altura. La panorámica es espectacular.

IMG_3976

Ensenada de San Andrés.

Merece la pena echar la vista atrás en este tramo y ver todas las cotas y acantilados por donde hemos pasado en los últimos kilómetros…

IMG_3983

Ensenada de San Andrés.

Ascenderemos a la última cota del día, un mirador situado sobre San Andrés conocido como Chao do Monte (369 m). Es un mirador muy popular, además de un cruce de caminos. Nos uniremos en este punto al GR 50 o Ruta do Medievo, un sendero que va de Betanzos al Cabo Ortegal.

IMG_3989

Bonita bajada a San Andrés de Teixido.

La bajada por este camino a San Andrés es muy bonita. La senda es ancha y cómoda y traza un amplio zig-zag para perder los 250 metros de desnivel que separan el mirador del pueblo.

En el camino encontraremos algunos amilladoiros donde los peregrinos lanzaban (y lanzan) piedras para purgar sus almas.

IMG_3999

Llegando a San Andrés.

Llegaremos a San Andrés a eso de las 6 de la tarde, en plena hora punta. El pueblo está lleno de turistas, lo que le resta un poco de encanto, pero la situación del mismo y la bonita iglesia y casco urbano hacen que sea un lugar muy especial.

Aprovechamos para visitar el pueblo, su iglesia y su famosa fuente… rutas llevamos muchas en las piernas, pero esta ha sido nuestra primera peregrinación 🙂

Datos técnicos

Distancia recorrida: 15,9 km

Desnivel positivo superado: 780 m+

Tiempo neto: 4 horas y 30 minutos

Fecha de realización: 04/08/2019

Track Wikiloc

Algunos links interesantes

A San Andrés de Teixido vai de morto quen non foi de vivo. Peregrinar a este templo es una famosa tradición gallega que consta de varios ritos difíciles de explicar para un foráneo como yo:

  • Hay que llevar a la romería una piedra para tirarla en un amilladoiro o montón de piedras de los muchos que hay en el camino. Estas piedras son una forma de dar fe de que la persona ha acudido a San Andrés cuando llegue el momento del juicio final.
  • Hay que beber de la Fuente de los Tres Caños, fuente que está situada en la parte baja del pueblo, cerca de la iglesia. Se dice que esta fuente tiene poderes mágicos y nos puede conceder buena suerte en la vida.
IMG_4005

Fuente de los Tres Caños

En otro orden de cosas, más terrenales, creo que debemos destacar algunos de los atractivos de esta Costa Ártabra, un lugar en el que estuvimos cerca de cinco días muy a gusto:

  • Valdoviño: la zona más cercana a Ferrol es la menos escarpada. En ella está el pueblo de Valdoviño, importante núcleo turístico con su laguna da Frouxeira y sus amplias playas. Recomendamos visitar la ermita de Nostra Señora do Porto, cerca de Punta Frouxeira.
20190803_211429

Ermita de Nostra Señora do Porto

20190803_212014

Punta Frouxeira

  • Cabo Ortegal: espectacular cabo situado al Norte de los acantilados del Monte Herbeira al que se llega desde Cariño por una bonita carretera. Las vistas desde su faro a los acantilados cercanos son tremendas.
20190805_205714

Acantilados en Cabo Ortegal

  • Cabo de Estaca de Bares: muy conocido por ser el punto más septentrional de España. No es tan bonito como el Cabo Ortegal pero bien merece una visita. Es un lugar bastante masificado, mejor visitarlo a última hora para ver desde allí el atardecer y disfrutar de una relativa soledad.

Síguenos en redes sociales

Wikiloc

Facebook

Twitter

Instagram

Peña Ganzo (378 m) y Faro del Caballo. Monte Buciero (Santoña)

Circular por el Monte Buciero visitando el Faro del Caballo.

El Monte Buciero se encuentra al Norte de la villa cántabra de Santoña. Es un peñasco rocoso que separa y protege a Santoña del mar Cantábrico. Cubierto de bosques de encinas y con un karst muy interesante en la parte alta, es una zona muy conocida y visitada por los senderistas, que encuentran aquí paisajes increíbles y rutas muy interesantes.

IMG_2804

El famoso faro del Caballo.

La ruta de hoy parte de la misma villa de Santoña para internarse en los bosques del monte Buciero y ascender a su cruz, visible desde el centro de la villa. Después haremos cima en la Peña Ganzo, la punta más alta del macizo, para bajar desde allí a los acantilados de su cara Este donde se encuentra el faro del Caballo.

Una ruta con desniveles potentes y con paisajes que no se olvidan fácilmente…

Sin título

Croquis detallado. Fuente: IGN / Wikiloc

EL RECORRIDO

Tras atiborrarnos a tapas y raciones en el centro de Santoña, damos un paseo por su paseo marítimo. La verdad es que, desde que hemos aparcado a las afueras, llevaba mirando de reojo el monte que teníamos frente a nosotros: el monte Buciero.

Teníamos pensado ir por la tarde al faro del Caballo pero este monte bien merece una visita, así que, tras unas búsquedas en Google y en Wikiloc, cambiamos los planes y decidimos hacer una circular subiendo a la Peña Ganzo y bajando después al faro.

Comenzamos a caminar a las 5 de la tarde en una zona residencial de las afueras. Un cartel indica el inicio del camino del Salticón, una senda muy bonita que se interna en el bosque y que comienza a ascender muy fuerte desde el primer instante.

IMG_2743

Camino del Salticón.

Nos sorprende la frondosidad del bosque desde el principio. Estamos muy cerca de las casas y ya parece que estamos perdidos en una selva…

La senda asciende hasta dejarnos en una pista, junto a unas casas y explotaciones agrícolas.

Estamos en la cota 150. Vemos cerca la cruz de la Peña la Zarceta y la bandera de Cantabria que hay en la cima anexa. Tomaremos un desvío señalizado que sale de la pista y que cruza unas fincas con ganado para adentrarse de lleno en la ladera Sur de la Peña la Zarceta (360 metros).

IMG_2752

Peña Zarceta desde la cota 200.

La inclinación aumenta pero el desnivel es llevadero. Pronto alcanzamos la parte alta donde comienza a asomar el karst.

Desde la misma cruz obtenemos unas vistas brutales del entorno de Santoña: sus marismas, la playa de Berria, los Montes de Mijedo… paisajes muy bonitos que desde las alturas se aprecian todavía mejor.

IMG_2757

Playa Berria y marismas de Santoña en la subida a la Cruz de Peña la Zarceta.

Visitamos la punta anexa donde ondea la bandera de Cantabria y abandonamos el lugar para tomar una sendita apenas marcada que sale hacia el Norte. Tras descender unos metros, encontramos otro cartel indicador que nos marca el desvío a la cima de Peña Ganzo.

IMG_2767

Peña Zarceta.

Dejamos pues el camino principal para internarnos en una senda poco marcada que se interna en el karst que domina la parte alta de esta montaña. Un karst que sorprende por lo intrincado e incómodo que es en algunas zonas cercanas a la cima.

Finalmente, siguiendo los hitos, hacemos cima en Peña Ganzo (378 m) y tocamos su vértice geodésico que está colgado en un risco rocoso, perdido entre los bosques de encinas que cubren todo el lugar.

IMG_2778

Peña Ganzo.

Tras tocar cima, volvemos al punto donde hay un cruce de caminos y, desde ahí, ya comenzamos el descenso al famoso faro del Caballo.

IMG_2783

Vistas a Laredo en el descenso.

En primer lugar, bajaremos por un bosque espectacular hasta la senda principal que conduce al faro. El camino de bajada es bastante salvaje y atraviesa una vieja explotación minera de hierro. Los bosques y la humedad son los protagonistas, el lugar es único.

IMG_2791

Atravesando la explotación minera abandonada.

Zigzagueando, alcanzamos la senda principal que va de Santoña al faro del Caballo. Esta senda es ancha y no tiene pérdida, hay que tener en cuenta que este faro es uno de los lugares más conocidos de Cantabria.

IMG_2792

Por el ancho camino que conduce al faro.

La senda va subiendo poco a poco hasta que se encarama a los acantilados de la cara Este del macizo donde aparece la Peña del Fraile, uno de los riscos más representativos del monte Buciero. Allá las vistas se abren al mar y la senda comienza a descender un poco hasta la cota 200.

En este punto, está el desvío al faro del Caballo y el famoso cartel que alerta de los 763 escalones que tenemos que bajar (y después subir) para alcanzarlo.

IMG_2829

El famoso cartel para avisar a los incautos.

A medida que nos acercamos a los escalones, vemos más y más gente. Es un lugar muy popular y se nota a cada paso.

IMG_2797

Bajando uno de los tramos de escalones.

Comenzamos a bajar las escaleras que conducen al faro y pronto nos damos cuenta de que la inclinación es exagerada. Hay unas cables a los que agarrarse incluso, para bajar con más seguridad. En las escaleras ha habido varios accidentes en los últimos años. Si pisas mal un escalón tiene que ser difícil frenar…

Los escalones fueron construidos en el siglo XIX por presos de Santoña. Podemos imaginar las duras condiciones de trabajo en aquellos años, en un terreno agreste e inhóspito.

IMG_2800

Una de las zonas más bonitas, ya llegando al mar…

Pronto vemos que la inclinación va bajando y el camino se retuerce para descender entre los acantilados hasta casi el nivel del mar. En su última parte, las vistas mejoran y el faro comienza a aparecer en la parte más baja, solitario, junto al mar.

Por fin lo alcanzamos, son las 20:00 horas y… ¡estamos completamente solos en el faro! Brutal.

IMG_2804

Faro del Caballo.

Aprovechamos para hacer fotos y disfrutar del momento. Desde el faro, al que se puede subir, se observa entre la neblina el macizo del pico Candina, abrupto y salvaje. Otro lugar que apuntamos en nuestra lista de montañas junto al mar.

IMG_2813

Vistas al macizo del pico Candina (489 m) desde el faro.

Además de subir al faro, también se puede descender hasta el mismo nivel del mar y darse un chapuzón. Unas escaleras algo precarias permiten bajar hasta el agua. Las olas chocan contra la roca y, la verdad, el sitio no parece muy tranquilo para darse un baño… al menos ahora en abril.

IMG_2807

Acantilados junto al faro.

Tras la visita al faro, toca subir. La ascensión, a pesar de lo inclinado de los escalones, se hace mejor de lo que parece. La última parte es realmente dura pues los escalones están muy empinados.

IMG_2828

Dura subida, escalón a escalón…

Bastante cansados, llegamos a la parte alta donde está el desvío señalizado. Aquí conectamos con la senda o camino por donde hemos venido los últimos kilómetros y que conduce a Santoña.

Este camino, bien marcado, desciende de forma tranquila hasta Santoña, por lo que lo seguiremos en todo momento. Tiene unas vistas muy buenas de Laredo, que está situado enfrente de Santoña, y de toda la costa.

IMG_2830

De vuelta a Santoña, ya anocheciendo.

Por el camino, alcanzaremos finalmente Santoña. Desde que entramos hasta que alcanzamos el punto de inicio junto al camino del Salticón, todavía tendremos 1,5 kilómetros “urbanos”.

Cerramos el círculo a las 9 de la noche pasadas, tras 4 horas de caminata muy bien aprovechadas, visitando lugares inolvidables. Una ruta casi improvisada que nos sorprendió por su belleza y sus bosques.

DETALLES TÉCNICOS

Distancia: 11 km

Desnivel positivo acumulado: 700 m+

Tiempo neto: 3 horas y 30 minutos

Fecha de realización: 21/04/2019

Cartografía: Visor IGN

Track Wikiloc

ALGUNOS LINKS INTERESANTES

El faro del Caballo tiene una larga historia. Comenzó a funcionar en 1863 y estuvo operativo hasta el año 1993. En este link encontramos fotos antiguas, detalles de su historia y enlaces que conducen a los programas que TVE ha dedicado a este curioso lugar en los últimos años y que, sin duda, han contribuido a hacer del faro un lugar muy turístico y conocido.

El Monte Buciero, forma parte de la Reserva Natural de las Marismas de Santoña y Noja. En este documento del Gobierno de Cantabria encontramos mucha información sobre su fauna, flora y características geológicas, así como su historia y las rutas senderistas que podemos realizar.

 

 

 

 

Montdúver (841 m)

07/01/2016 – Circular por Montdúver desde Xeresa por el PR – CV 153

Ruta en forma de 8 por la cara Este de esta montaña tan mediterránea que se levanta más de 800 metros sobre las costas valencianas. Ruta muy bien marcada, muy interesante paisajísticamente y con muy buenas vistas al mar. Una pena que la cima esté tan humanizada, con antenas, etc… Perfecta para hacer en media jornada si pasamos unos días por Valencia.

Montdúver desde Xeresa.

Andaremos en todo momento el sendero balizado PR – CV 153 bastante bien señalizado y fácil de seguir.

mapa

Croquis de la ruta. Fuente: www.femecv.com

EL RECORRIDO

A las 11 de la mañana llegamos a Xeresa. Una maravilla caminar por estas sierras pegadas a la costa valenciana en pleno invierno, 17 grados y un sol de justicia hace olvidar en qué estación del año estamos.

Haciendo un alto en el camino antes de comenzar con la senda de las cuerdas. Vistas hacia Gandía y sus playas.

Haciendo un alto en el camino antes de comenzar con la senda de las cuerdas. Vistas hacia Gandía y sus playas.

Haciendo un alto en el camino antes de comenzar con la senda de las cuerdas. Vistas hacia Gandía y sus playas.

Atravesamos el pueblo de Xeresa (20 metros), buscando la calle principal del pueblo por donde discurre el barranc de Xeresa. Pasaremos junto a una ermita y seguiremos una pista a las afueras del pueblo, dirección Oeste, pasando por debajo de la autopista.

Estos primeros kilómetros avanzaremos por pista, junto a distintas fincas, ya metidos en el monte, al otro lado de la autopista. La ruta tiene forma de 8, por tanto, podemos realizarla en dos sentidos. Nosotros decidimos hacer la ida por la ruta más dura o empinada, es decir, por la Font de Carritx y el contrafuerte Este de la montaña y bajar por la opción más suave, es decir, por el corral de l’Obreret y el corral de Milhores (barranco dels Emboscats).

P1110128

En el tramo final del contrafuerte, bonitos resaltes rocosos.

La subida es llevadera, seguiremos un sendero de inclinación moderada, alternando pequeños bosquetes de pino mediterráneo con tramos de monte bajo y alguna barranquera seca. La senda termina conectando, tras un fuerte repecho, con una pista que bordea el monte en la cota 400 y por donde realizaremos el descenso. Apenas tocamos la pista, enseguida comienza la senda que sube a la cima del Montdúver por el contrafuerte. Es una senda dura, supera 400 metros de desnivel en apenas 1 kilómetro.

P1110131

Tramo equipado con cuerda fija.

La senda zigzaguea entre el monte bajo y las rocas, siempre en fuerte pendiente hasta llegar a un tramo de cuerdas fijas que ayuda a remontar el tramo más empinado. No hay ningún peligro, la inclinación es fuerte, nada más, y las cuerdas hacen el ascenso más cómodo.

P1110139

Vistas hacia el Sur, con la silueta recortada del Montgó, montaña emblemática de Dénia.

Tras las cuerdas no quedará casi nada para alcanzar la antecima SE, ya a más de 750 metros. Desde aquí, un cómodo sendero nos ayuda a remontar los últimos metros de desnivel hasta alcanzar la fea cima del Montdúver (843 metros). En la cima, una caseta de vigilancia de incencios, varias antenas y un gran vértice geodésico.

P1110141

Superada la senda de las cuerdas, ya en el lomo de la montaña.

Cima, fotos, bocata… lo típico, y comenzamos el descenso dirigiéndonos hacia el Norte, primero por la pista asfaltada y luego por una senda bien señalizada.

P1110147

En la cima.

Encontraremos un desvío al pueblo de Xeraco, pero nosotros seguiremos bordeando la cara Este de la montaña, dirección Xeresa y el derruido corral del Obreret, punto donde enlazaremos con la pista de la cota 400 que antes hemos llegado apenas a tocar.

P1110165

Ventana natural de roca justo antes de llegar al corral de l’ Obreret.

Tras bordear la montaña, conectamos con el inicio de la subida por el contrafuerte, pero pronto abandonaremos esa senda para bajar al barranc dels Emboscats por el corral de Milhores (bien señalizado). La senda baja, siempre por terreno muy frondoso, al fondo del barranco seco. El ambiente es húmedo y la vegetación abundante, pero la senda siempre está muy marcada. Al final de la senda, antes de conectar con la pista de inicio, veremos un curioso autobús abandonado de los años 80… ¿cómo llegaría allí?

P1110169

Atardecer.

Conectamos con la pista y ya solo queda andar unos minutos hasta pasar de nuevo por debajo de la autopista y llegar a Xeresa (20 metros), muy satisfechos tras una bonita jornada montañera por estos parajes tan agradecidos, sobre todo en invierno.

P1110180

Xeresa.

DATOS TÉCNICOS

Distancia recorrida: 15,5 kilómetros

Desnivel positivo acumulado: 900 m+

Cartografía: Visor IGN

Tiempo neto: 4 horas y 30 minutos