Mondinero (1.468 m), Fragineto (1.749 m) y Tozal de Guara (2.077 m)

03/09/2017 – CIRCULAR POR EL “NÚCLEO DURO” DE LA SIERRA DE GUARA DESDE LA TEJERÍA

Bonita ruta circular que recorre parte de la cara Sur del núcleo central de la Sierra de Guara, ascendiendo a tres importantes montañas: Mondinero o Montidinera, FraginetoTozal de Guara, que con sus 2.077 metros es la máxima elevación de la Sierra.

La ruta es bastante montañera, es decir, discurrimos por terrenos duros, incómodos en algún caso, con bastante inclinación y sin apenas tregua. La ruta tiene apenas 18 kilómetros y salen más de 1.600 m+ lo que da una idea de la dureza de la misma.

croquis.JPG

Croquis de la ruta. Fuente: IGN/Wikiloc.

EL RECORRIDO

Poco antes de las 11 de la mañana aparcamos en el área de la Tejería, a escasos 900 metros de altura, en la vertiente Sur de la Sierra de Guara, entre los pantanos de Vadiello y de Calcón. Hay espacio para unos 5 coches.

Tomamos la pista que nace a mano izquierda y sube de forma suave. Nos conduce al Alto de la Carrasca. La pista sigue, pero nos desviaremos a mano derecha por una pista en peor estado. Enfrente ya tenemos el pico Mondinero o Montidinera, con su canal central por donde subiremos.

P1130707

Mondinero con la ancha canal central por donde sube la senda.

Abandonamos la pista en mal estado casi cuando llegamos al cauce del barranco y tomamos la senda que nace a la izquierda (hitos). Comienza subiendo fuerte y sin descanso, hasta situarse cerca del murallón rocosa de la izquierda. Allí comienza una subida por la larga pedrera que ocupa el centro de la canal.

P1130709

Subiendo por la pedrera. Abajo el Alto de la Carrasca y a la izquierda el pantano de Calcón.

Tras situarnos por encima de las murallas de roca, salimos a la ladera superior, llena de erizón y matorral y la pendiente disminuye. Ya por esta ladera, subiremos casi sin senda definida y sin dificultad alguna hasta la cima del Mondinero o Montidinera (1.467 m), primera del día.

P1130711

Tozal de Guara desde el Mondinero.

La bajada al cercano collado de Fragineto, también llamado Cuello Lizana, que separa el Mondinero de la cresta de la Ronera o cordal del Fragineto, es bastante peleona. Bajaremos por terreno bastante agreste y habrá que tener cuidado si la senda está embarrada. Hay un pequeño y fácil destrepe (I), equipado con cuerda, pero es innecesaria. Tras el destrepe, una empinada pedrera nos deja en una senda en mejor estado. De ahí al collado apenas hay 100 metros de distancia.

P1130714

Bajando a Cuello Lizana.

En el collado, una senda nace de frente y se interna en la cara SE del Fragineto. La senda es bastante buena y se sube cómodamente. Pronto alcanzaremos un tramo rocoso,  sin dificultades reseñables, antesala de la cresta de la Ronera.

P1130720

Cresta de la Ronera, ancha y fácil.

Ya por cresta seguiremos subiendo sin sobresaltos, con unas hermosas vistas a mano izquierda del embalse de Vadiello y el cauce del río Guatizalema. Y así, casi sin darnos cuenta, alcanzamos la cima del Fragineto (1.749 m), punto culminante de la cresta.

P1130721

Tozal de Guara desde Fragineto.

Tras parar a comer algo en la cima, retomamos la marcha por la cresta hacia el segundo pico de la misma, de menor prominencia y altitud: Corcurezo (1.663 m). Pasaremos por su cima casi sin darnos cuenta, para comenzar a bajar al Collado de Petreñales por una estrecha senda bien marcada con hitos.

P1130724

La cresta, tras descender del Fragineto.

Llegamos al collado de Petreñales y un cartel indicador nos muestra el camino al Tozal de Guara, no hay pérdida. Bajaremos unos metros hasta alcanzar el Raso de los Hongos, una bonita pradera siempre verde. Allí comienza la subida de verdad al Tozal, primero por un bosque de pino y ya después por la ladera Sur de la montaña, de forma más directa.

P1130726

Al salir del bosque y comenzar a subir por la ladera Sur, vemos el Fragineto, donde hemos estado hace apenas una hora.

Superaremos un par de escalones de roca echando la mano de forma puntual y seguiremos avanzando por la ladera Sur, desprovista de árboles, siempre entre boj y erizón.

P1130729

Ladera Sur del Tozal, con la cima a la vista.

A mano derecha veremos continuamente la pedrera que hay junto a la cima, por donde bajaremos posteriormente. Esto nos servirá de referencia.

Alcanza la cota 1900, la senda comienza a girar hacia el Este buscando de forma decidida la canal o pedrera que hay junto al hombro de la montaña. Cruzaremos la pedrera, por terreno bien hollado, y superaremos el hombro sin apenas apoyar las manos. De esta forma saldremos al lomo de la montaña, ancho y sin apenas inclinación. Muy pronto veremos la cima del Tozal de Guara (2.077 m), con su cruz y el vértice. En la cruz ondea el pañuelico de San Lorenzo.

P1130751

Cruz en la cima de Guara. Al fondo el cordal con el Tozal de Cubilars (1.945 m) al fondo a la derecha y el Cabezo de Guara (1.868 m) al fondo a la izquierda, segunda y tercera cima más alta de la Sierra de Guara.

En la cima hacemos las fotos de rigor y comemos algo bien resguardados del viento.

El descenso lo hacemos por las pedreras de la cara Sur que cubren la parte alta de la larguísima Canal de Abadejo. Para ello, volvemos por el lomo de la montaña deshaciendo los pasos de nuestra ascensión y al llegar a la pedrera nos lanzamos para abajo sin contemplaciones.

La inclinación es fuerte, pero la roca es buena, ni grande ni pequeña, y agarra bastante bien. El primer tramo se puede bajar bastante rápido… si te dejas llevar.

P1130753

Bajando el primer tramo de pedrera de la Canal de Abadejo.

La primera pedrera acaba y giramos a la derecha. Hay un pequeño terraplén de tierra suelta, sin piedra, por donde debemos de pasar para conectar con el segundo tramo de pedrera. Es un tramo corto, pero hay que andar con cuidado, pues no hay nada a lo que agarrarse. Si tienes bastones, toca clavarlos con fuerza, en caso contrario, culo al suelo. Tras este corto tramo tan “feo”, llega la segunda pedrera, donde nuevamente se puede bajar a la carrera.

P1130758

En el segundo tramo de la pedrera, tras pasar el resbaladizo terraplén.

La pedrera llega a su fin y nos metemos de lleno en la Canal de Abadejo, ya convertida en un barranco seco rodeado de vegetación baja… una “selva”. La senda se sigue bien, pero hay que estar atentos por lo resbaladizo del terreno y por algún pequeño salto que rodearemos por la izquierda.

P1130761

Ya metidos en la “selva” de la Canal de Abadejo, vemos todo el desnivel descendido en apenas un momento.

En esta primera parte, es fácil acabar lleno de arañazos por el erizón, las aliagas y las zarzas, las hay de todos los tamaños. Si podéis, llevad aquí pantalón largo.

Superado el peor tramo de vegetación, llegamos a una senda en mejor estado que baja decidida entre el bosque de carrascas. Ya de forma cómoda, acabaremos conectando con el sendero de las Gargantas de Calcón, vía normal para ascender al collado de Petreñales desde la Tejería.

Allí giraremos a mano izquierda y por un sendero en perfecto estado, llegaremos a la bonita ermita de la Fabana, ya en estado de ruina.

P1130764

Ermita de la Fabana.

Tras visitar las ruinas de la ermita, volvemos al sendero. Nos quedarán unos 2 kilómetros por una agradable senda que discurre por un bosque de pino. Casi sin darnos cuenta, llegaremos al parking de la Tejería, tras algo más de 6 horas de intensa actividad montañera.

DATOS TÉCNICOS

Distancia: 18 km

Desnivel positivo: 1600 m+

Tiempo neto: 5 horas y 30 minutos

Mapa: Sierra de Guara. Editoria Alpina. Escala: 1:40.000

Track Wikiloc

ALGUNOS LINKS INTERESANTES

Si queréis recorrer esta compleja zona de la sierra a la carrera, tenéis la Integral de Guara, organizada por el club oscense Peña Guara a principios de junio. Una carrera muy dura pero también muy muy bonita.

 

 

 

 

Integral de Guara 2017

04/06/2017 – INTEGRAL DE GUARA 2017. CRÓNICA Y ANÁLISIS DEL RECORRIDO.

Día de perros el que tocó para disputar esta bonita maratón de montaña que discurre por los principales cordales de la Sierra de Guara, coronando el Tozal de Guara (2.077 m) y el Fragineto (1.749 m). Espectacular recorrido y duro, muy duro que seguramente la convertirán en una de las maratones más duras de España, no solo por sus 2900 metros de desnivel positivo, sino también por el tipo de terreno, muy técnico en algunos tramos.

Integral-de-Guara-1

Perfil de la prueba. Fuente: Peña Guara (organizadores)

NOTA: La crónica está ilustrada con algunas fotos del día de la carrera realizadas por distintos autores (nombrados en el pie de foto) y otras realizadas por mi en excursiones por la zona de otros años.

CRÓNICA Y ANÁLISIS DEL RECORRIDO

El día comenzó gris y lluvioso, anticipo de la que se nos venía encima. Llego a Nocito con algo más de media hora de antelación, dorsal, últimos retoques y para la línea de salida. Los primeros kilómetros son cómodos, por pista en suave descenso, y la gente (bueno… me incluyo) sale como si fuera la 5k del Rincón, a tope.

IMG_3227 (Copiar)

Salida. Foto: Carlos Escartín.

Pronto comienzan las dificultades, con el vadeo del Barranco de la Pillera. Con las últimas lluvias es imposible cruzarlo sin mojarse los pies. Los dos kilómetros siguientes los realizamos por una bonita senda paralela al barranco, muy pedregosa, con algún nuevo vadeo y su consecuente remojón.

P1050148

Barranco de la Pillera. Un día de otoño.

En el kilómetro 4, un desvío a mano derecha nos mete de lleno en la subida al collado de Chemelosas (1.367 m). Subida por un sendero precioso que atraviesa un bosque, con inclinación moderada. Aquí me voy dando cuenta de que no va a ser mi día. Las piernas no tiran y me duele un poco la tripa, he cometido un error de principiante con el desayuno y comienzo a notarlo… Decido entonces tomarme la subida con cierta calma a la espera de ir mejorando con los kilómetros.

P1050156.JPG

Collado de Chemelosas.

Coronado el collado de Chemelosas, viene un tramo cómodo, incluso se desciende un poco… sin embargo, pronto comenzaremos a subir otros 200 metros de desnivel hasta alcanzar por primera vez el collado de Petreñales (1.559 m), punto fundamental de la carrera, pues aquí comienza el bucle del Fragineto (kilómetros 7 a 21).

Comienza aquí un vertiginoso descenso hacia las Gargantas de la Fabana por un sendero muy rápido, siempre rodeados por un frondoso bosque. La velocidad disminuye cuando alcanzamos la garganta, pues baja bastante agua y la roca resbala mucho. Es hora de andar con cuidado.

La garganta termina y salimos a una pista en suave ascenso que pasa junto a la ermita de la Fabana, ya en ruinas.

CIMG1097

Ermita de la Fabana en enero del 2011. En carrera, me pareció ver que el muro ya ha caído.

Tras el paso por la ermita, toca descender por bosque unos metros más hasta alcanzar el Barranco Os Muertos y después ascender unos metros por terreno ya despejado hasta el Llano de la Carrasca, kilómetro 15. Tras un rápido avituallamiento, comienza el ascenso al pico Montidinera (1.467 m) por su cara Sur, conocida como La Predicadera. Es una pedrera muy dura debido a su fuerte inclinación. Más tarde, salimos ya a terreno más cómodo, al subir por una ladera de piedra y erizón de moderada pendiente.

En la cima del monte un cartel nos avisa del delicado descenso que nos espera. En seco, no habría demasiado problema, pero con estas lluvias la cosa se complica. Además de tener un pequeño paso de destrepe equipado con cuerda (unos 3 metros; fácil), lo peor es el terreno, empinado y completamente embarrado que te obliga a extremar las precauciones. Las culetadas están aseguradas. En algún momento, lo mejor es echar el culo al suelo y agarrarse a los bojs.

En este tramo pierdo bastante tiempo, pues estos descensos embarrados no son lo mío. Afortunadamente, llego vivo al collado o Cuello Lizana (1.294 m). Nuevo avituallamiento y para arriba, toca subir ahora al Fragineto.

La subida a este monte es muy bonito, aunque la senda es dura e inclinada. Por fortuna, pronto salimos a la cresta de la montaña (cresta Ronera), muy llevadera dada su escasa inclinación y muy bonita.

29032010185

Cresta de la Ronera. Camino al Fragineto.

Coronamos el Fragineto y seguimos por el suave cordal hasta el Corcurezo (1.661 m), extremo Norte de la cresta. Desde aquí, un descenso cómodo por senda nos devuelve de nuevo al collado de Petreñales. Estamos en el ecuador de la carrera. Mis sensaciones no han mejorado mucho, el dolor de tripa ha ido a más, pero las piernas van aguantando. Toca apretar los dientes y disfrutar lo que se pueda de la carrera y los paisajes, ya llegarán días mejores.

Tras comer algo rápido, nos metemos de lleno en la subida al Tozal de Guara (2.077 m). La meteo acompaña a medias, no ha parado de llover en todo el rato pero no hace frío ni viento y la niebla apenas cubre la parte más alta del recorrido… se puede aguantar.

La subida al Tozal es cómoda en general. Hasta la cota 1700 se atraviesa un bosque de pinos y a partir de ahí ya encaramos la cara SO de la montaña, por terreno más quebrado, aunque con sendero firme. En la última parte atravesamos las pedreras por terreno más o menos firme. Una zona espectacular.

P1080372.JPG

Pedrera previa a la cima, en un día de verano.

Un último empujón y ya estaremos en el cordal cimero, prácticamente llano, que antecede a la cima de esta montaña, techo de la carrera y kilómetro 24. Llevo 4 horas y media de carrera, vaya ritmo lento, lento…

IMG_0348

Saliendo de la pedrera. Foto: Monrasín (blog Corriendo por la Sierra)

Toco chufa en la cima y desciendo por el cordal. Las sensaciones mejoran levemente, aunque no voy fresco y me cuesta correr en las suaves pendientes. Algún sube y baja y una última subida más potente al Punta Ballemona (1.873 m) antes de alcanzar el Collado Cubilars (1.803 m), kilómetro 27. Comienza aquí la parte más cómoda de la carrera. Primero, un llaneo largo por los Llanos de Cupierlo para después descender unos 300 metros de desnivel por senda hasta una pista que nos conducirá al refugio de Fenales.

22050_16

Llanos de Cupierlo. Al fondo el Tozal de Guara, ya muy lejano.

La pista que conduce al refugio de Fenales está embarrada pero deja correr. Son dos kilómetros que permiten apretar si nos quedan piernas todavía. En el refugio, kilómetro 33, toca reponer fuerzas de nuevo antes de abordar el descenso hacia Nocito.

IMG_9690.JPG

Saliendo de Fenales. Foto: Daniel

Otro tramo de pista breve hasta conectar con la senda que desciende a Bentué de Nocito. Unos kilómetros cómodos por un largo zig-zag donde habrá que tener cuidado con el barro y la piedra suelta.

No llegamos a Bentué, justo antes, nos desviaremos a mano izquierda para acometer la última subida del día por el Barranco de Abella, apenas 150 metros positivos que se nos pueden hacer muy largos.

Tras esta subida, ya sí, quedarán los últimos 4 kilómetros en suave descenso a Nocito, un agradable paseo después de todo lo que llevamos en las patas.

P1050222

Tozal de Guara desde los campos de Nocito.

Llego a meta en 6 horas y 43 minutos. Finalmente en el puesto 24 de unos 70 corredores. Día discreto en el plano competitivo pero disfrutando mucho de un recorrido brutal a nivel paisajístico y técnico. Carrera totalmente recomendable…

IntegralGuara_mapa-con-logos

Croquis del recorrido. Fuente: Peña Guara (organización)

OPINIÓN

Como ya he comentado, la carrera es muy técnica y su recorrido es espectacular, de lo más bonito que puede correrse en España.

DATOS TÉCNICOS

Distancia: 42 kilómetros

Desnivel positivo: 2900 metros

Track Wikiloc (del 2016; autor Rafael Galán)

Web de la carrera

Clasificaciones 2017

 

 

Pico del Águila (1.619 m)

03/06/2017 – Pico del Águila. Circular desde el pantano de Arguis.

Ruta muy cómoda y bonita, ideal para hacer en familia dada su nula dificultad. Nosotros aprovechamos una pequeña ventana de tiempo estable entre las numerosas tormentas del fin de semana. Se puede hacer una mañana cualquiera o bien una tarde de primavera o verano. En 4 horas hemos ascendido y descendido el pico a ritmo tranquilo y con tiempo de sobra.

La ruta asciende al Pico del Águila desde el parking del pantano de Arguis por su cara Oeste y desciende por su cara Sur hacia la ermita de Ordás, para terminar cerrando la circular por un tramo de la carretera de Huesca de apenas 1 kilómetro. He de decir que esta ruta nunca me había llamado la atención, pero los paisajes y el recorrido me sorprendieron muy gratamente, pues se atraviesan bosques muy bonitos y la senda está perfectamente trazada y encajada en la montaña. De verdad que merece la pena.

Captura

Croquis. Fuente: IGN/Wikiloc

EL RECORRIDO

Comenzamos caminando junto al embalse de Arguis, en el parking situado junto a la vieja hospedería ya cerrada. Tras cruzar la carretera por un túnel, veremos justo a mano izquierda el inicio de la senda, señalizado con un cartel verde.

Este primer tramo consiste en una serie de cómodos zig-zags que van ganando altura por un fronoso pinar. Muy bonito.

P1120597

Por el zig-zag que atraviesa el pinar.

El pinar da paso a otro tramo más despejado. Las vistas sobre el pantano de Arguis, el pueblo y las montañas que lo rodean son muy buenas a medida que ganamos altura.

P1120601

El pantano y Arguis van quedando abajo.

Cruzamos una pedrera y accedemos al barranco Castil de Villas que baja directamente de la cima del Pico del Águila.

P1120604

La senda avanza por la margen izquierda del barranco, a media ladera.

La senda sube poco a poco. Atraviesa un pequeño tramo rocoso equipado con una cadena, muy fácil, y sigue subiendo sin sobresaltos hasta situarse en la ladera Oeste de la Sierra del Águila, donde, nuevamente, volvemos a introducirnos en un segundo zig-zag, de nuevo subiendo entre pinares.

P1120609

Atravesando el segundo pinar. Igual de bonito que el primero.

Esta senda sube también de forma muy suave. Llegaremos a un cruce, a la derecha bajamos a la ermita de Ordás, es el sendero por el que descenderemos. A la izquierda, salimos a la pista que conduce hasta las antenas que hay en lo alto del pico.

P1120615

Vistas del embalse de Belsué y de la Sierra de Guara desde las inmediaciones de la cima.

En la pista las vistas se abren hacia la cara Este del monte. Vemos gran parte de la Sierra de Guara, destacando el pico Gabardiella y el Tozal de Guara especialmente. En primer plano, el pantano de Belsué y el pueblo del mismo nombre, un poco escondido a mano izquierda.

P1120621

Firmando en el libro de la cima. Junto a la cruz de la cumbre.

Un breve paseo nos deja en la cima del Pico del Águila, donde se ubica una cruz con un buzón y un libro de firmas. La cruz está dentro de un recinto vallado que pertenece a una caseta de vigilancia de incendios. En función del mes en el que estemos, podremos encontrar al guarda en la caseta.

P1120631

Descendiendo de la cima por la cara Sur.

Tras estar un rato en la cima, comenzamos a descender. Primero vamos al cruce mencionado anteriormente y allí tomamos el camino de la derecha (sin señalizar). Iremos bajando por un sendero algo más rocoso que el de subida, pero muy cómodo.

Veremos un desvío al pueblo de Belsué, lo obviamos. Nosotros vamos dirección a la ermita de Ordás, descendiendo por el lomo Sur de la montaña. Tras un descenso algo más empinado, conectamos con una pista que nos deja en la misma ermita de Ordás. Allí paramos a comer, pero no nos detenemos mucho, debido a presencia de tormentas en la cecanía.

P1120636

Ermita y refugio de Ordás.

La ermita no está en ruinas (como dice el mapa de IGN). Está restaurada y tiene también un refugio libre en buen estado, con chimenea, posibilidad de hacer barbacoa, mesas y bancos y una zona para dormir. Está muy bien.

Tras la visita, el sendero sigue descendiendo y pasa junto a una vieja caseta rústica o refugio de pastores.

P1120637

Último tramo de descenso antes de alcanzar la carretera.

Siempre por senda, terminamos descendiendo hasta alcanzar la carretera nacional de Huesca. Debemos de seguirla durante 1,5 kilómetros hasta alcanzar de nuevo el parking. Los primeros 1000 metros se hacen por el arcén y los últimos 500 por una pista que sale a mano derecha, pues la calzada está prohibida para peatones.

DATOS TÉCNICOS

Distancia: 11 km

Desnivel positivo: 700 m+

Mapa: Sierra de Guara I. Editorial Prames. Escala: 1:40.000

Tiempo neto: 3 horas y 45 minutos

Track Wikiloc